El Dólar
Compra:
$18.50
Venta:
$20.00

Será el Super Bowl LVI un show ardiente

En un choque inédito, y con equipos que nadie esperaba al inicio de temporada, los Rams y los Bengals disputan el Super Bowl LVI

El Super Bowl promete emociones. [Foto: Especial]
Agencia Reforma

LOS ANGELES.- El calor californiano terminará de cocinar el inesperado duelo entre Rams y Bengals, dos equipos por los que nadie apostaba al inicio de la campaña para protagonizar el Super Bowl LVI.

El de hoy es un choque inédito, sorpresivo y potencialmente espectacular, no solo porque se jugará en el SoFi Stadium, el más costoso del planeta, sino porque ambos equipos llegan a tope para disfrutar un ambiente memorable.

Luego de que la edición pasada Súper Domingo se jugara en Tampa Bay ante menos de 25 mil personas por la pandemia del Covid-19, esta tarde se esperan más de 70 mil almas en las gradas y 30 grados centígrados en el ambiente.

Más allá del calor, este es un duelo que cuenta con todos los ingredientes para encender el espectáculo: dos quarterbacks que fueron primeras selecciones del Draft, el veterano Matthew Stafford y el joven Joe Burrow, y dos equipos con hambre de triunfo, pues los Carneros han llegado a varios Super Tazones, pero solamente lograron ganar uno, mientras que Cincinnati tenía más de 30 años sin llegar al Gran Juego, en el que nunca se ha coronado.

«Tenemos que salir a jugar como lo hemos hecho, estamos en casa y solamente pensamos en ganar», apuntó Stafford, quien en sus 12 primeras campañas con Detroit jamás logró una victoria en Postemporada, y ahora sumó tres que lo tienen en el Súper Tazón.

En tanto, la dupla de Burrow y Ja’Marr Chase quieren hacer la diferencia. Jugando juntos, este par nunca ha perdido un partido de Playoffs desde colegial, pues con LSU se fueron 4-0 en dos campañas -incluido un campeonato de la NCAA- y ahora con Bengals llevan 3-0.

«Vamos a disfrutar el juego», dijo Burrow, pasador de segundo año con aires de estrella.

RESURGEN DE LAS SOMBRAS

Solamente dos equipos -Jets y Jaguares- tuvieron hace un año menos victorias que los Bengalíes, quienes para esta campaña cambiaron la cara en todas sus líneas y ahora disputarán el Super Bowl LVI.

Con Joe Burrow como la joven estrella y comandados por el también mozo entrenador Zac Taylor, Cincinnati llega con una ofensiva que gusta de sumar puntos con jugadas rápidas, pero una defensiva que necesita ser más agresiva para el Súper Domingo.

Brian Callahan, de 37 años y quien está en su cuarta campaña como coordinador ofensivo de los Bengals, necesitará que su línea ofensiva sea sólida, mientras que Lou Anarumo, de 55 años, necesitará que sus profundos estén atentos al ataque aéreo de Rams.

Ahora, Bengals quizá no es un equipo de grandes nombres, pero sí plagado de juventud que cree que puede ganarlo todo.

LÍNEA OFENSIVA
Uno de los puntos débiles del equipo, tanto que solo Cuervos y Osos permitieron más capturas en la campaña. A pesar de mejorar contra Kansas, lo que sucedió ante Titanes, en el Divisional, es fatal, pues permitieron 9 capturas. El lado derecho puede sufrir más. Johan Williams, Quinton Spain, Trey Hopkins, y principalmente Hakeem Adenji e Isaiah Prince deberán brindar mucha fortaleza.

QUARTERBACK
Foto: Joe Burrow
Joe Burrow es un mariscal de campo de primer nivel, y lo ha confirmado en las últimas tres semanas. Certero a la hora de lanzar pases. Fue el mejor de la NFL completando el 70.4 de sus pases. Lanzó más de 4 mil 600 yardas. Está en su segundo año y no se desespera si lo presionan. Lee muy bien las defensivas.

CORREDORES
Foto: Joe Mixon
El sistema de Bengalíes es de los 10 que menos intentan acarreos, pero tienen a Joe Mixon, elegido al Pro Bowl, y quien sumó más de mil 200 yardas en la campaña -el tercero mejor de la Liga-. Sabe romper tecleadas, mientras que Samaje Perine puede darle 4-5 yardas al equipo por carrera.

RECEPTORES
Foto: Tyler Boyd
Ja’Marr Chase es un novato de cuidado. Casi mil 500 yardas y Pro Bowl. Sus recepciones en promedio fueron de 18 yardas en la campaña. Es un fenómeno, que en cualquier descuido te borra. Tyler Boyd es de cuidado y Tee Higgins también sumó más de mil yardas y ha rendido en postemporada. C.J. Uzomah es un ala que ha mejorado en manos.

LÍNEA DEFENSIVA
El ala defensiva derecha, Trey Hendrickson, seleccionado al Pro Bowl, comanda esa línea. Logró 14 capturas en la campaña, sexto de la NFL. Sam Hubbard, del izquierdo, también sabe presionar y golpear al QB. B.J. Hill y D.J Reader son los tacles, siendo el último el menos fuerte. El DT Larry Ogunjobi está lesionado de un pie.

LINEBACKERS
Logan Wilson es un gran apoyador. Está en su segundo año, y fue el #12 de la Liga en intercepciones (4), y Germaine Pratt es un linebacker que en Playoffs está jugando a gran nivel -fue quien le interceptó en los últimos segundos del partido a Derek Carr para darle a Bengalíes su primer triunfo en años. Markus Bailey no es jugador promedio.

SECUNDARIA
Renovaron la línea para esta campaña. Los esquineros Chidobe Awuzie, Eli Apple y Mike Hilton llegaron de Dallas, Carolina y Pittsburgh. Cada uno interceptó dos pases en la temporada. Es para lo que les alcanza. Vonn Bell y Jessie Bates III son profundos que están atentos siempre a las jugadas, pero se les pedirá un extra en el SB.

EQUIPOS ESPECIALES
El novato Evan McPherson tiene 22 años y nervios de acero. Va de 4-4 en la postemporada, y metió 9 goles de campo de 50 yardas o más en la campaña (líder en la NFL), mientras que Kevin Huber es un pateador de despeje promedio. En todo lo que encuadra este renglón, en promedio, el equipo está en el Top 7 de toda la Liga.

ENTRENADOR
Zac Taylor tiene 38 años y está en su tercer campaña como head coach. De tener marca de 6-25 en las primeras dos, ahora termina con 10-7, y ya suma tres victorias en fila en Playoffs. Tiene experiencia en Super Bowl, pues era el coach de quarterbacks con Rams en la campaña 2018. Le tiene da el chance a todos sus jugadores, tengo 1 o 10 años en la Liga.

REGRESAN RAMS ‘RECARGADOS’ 

La escuadra de Los ángeles tendrá su segunda visita al Super Bowl en 4 años.

Los Rams son un equipo completo, que, por si fuera poco, insertó piezas de nivel en varias de sus líneas.

Jugarán en su estadio, y la dupla ofensiva de Matthew Stafford y Cooper Kupp ha demostrado gran química en su primera campaña, mientras que la defensa, comandada por Aaron Donald, es agresiva y tiene dinamita para aplacar a la ofensiva rival.

Kevin O’Connell está en su tercer año como coordinador ofensivo de Los Ángeles, mientras que Raheem Morris cursa su segunda campaña. Ambos son jóvenes y quieren demostrarle a Sean McVay que con el material que cuentan son superiores a los Bengalíes.

El juego siguiente no es un más, es el Super Bowl LVI, y los Rams tienen pocas debilidades, quizá lo que deben cuidar es únicamente el aspecto mental.

LÍNEA OFENSIVA
Los tacles Andrew Whitworth y Rob Havenstein junto con los guardias David Edwards y Austin Corbett, además del centro Brian Allen, lograron darle seguridad esta campaña Matthew Stafford.

Solo capturaron 31 veces al QB, séptimos de toda la NFL. Whitworth es un veterano con varios Pro Bowls, y jugó en Bengals por años.

QUARTERBACK
Matthew Stafford tiene uno de sus mejores años desde que llegó a la NFL en 2009. De los líderes en yardas (4 mil 886) y 41 TDs. Está dando frutos en su primera campaña con los Rams. Le interceptaron en apenas 17 ocasiones. Debe controlar los nervios, pues en el pasado eso lo ha hundido.

CORREDORES
Sony Michel y Cam Akers no han logrado que sumar yardas que impacten en el ataque terrestre.

Darrell Henderson se lesionó en diciembre y solo un milagro lo pondría en el Súper Domingo.

Rams fue el número 25 de 32 de la Liga en yardas por tierra durante la campaña regular. En los últimos dos duelos promedian 71.5, sin duda, es uno de sus puntos débiles.

RECEPTORES
Cooper Kupp es el arma. Apenas con 5 campañas y ya luce para ser de los mejores de la historia. Sumó mil 947 yardas por recepción en la temporada, quedándose cerca de las mil 964 que tuvo Calvin Johnson en 2012 -marca de todos los tiempos-.

Van Jefferson y el ala cerrada Tyler Higbee son otros dos de manos seguras, pero el «as bajo la manga» es Odell Beckham Jr., quien explotó para bien en la Final de la NFC.

LÍNEA DEFENSIVA
Carneros cuenta con arsenal para provocar miedo.

El tacle defensivo Aaron Donald logró 12.5 capturas en la campaña (#7 de la NFL). Esa agresividad la contagia al resto. El tackle nariz Greg Gaines ha tenido unos buenos Playoffs.

Y A’Shawn Robinson es de los que más ayuda al momento taclear.

LINEBACKERS
El apoyador externo Leonard Floyd fue el segundo mejor en capturas el equipo (9.5), y la llegada en noviembre de Von Miller hizo que esta línea se hiciera más fuerte.

El interno Troy Reeder fue líder de intercepciones de los linebackers (2). Y Ernest Jones cumple su función.

SECUNDARIA
El esquinero Taylor Rapp y Jalen Ramsey terminaron con cuatro intercepciones cada uno en la campaña. Los Carneros terminaron la fase regular en el quinto lugar de más intercepciones de la NFL, con 19.

El safety Jordan Fuller siempre está a la caza del rival, mientas que Nick Scott deberá reaccionar antes a los movimientos de Joe Burrow.

EQUIPOS ESPECIALES
Matt Gay fue llamado al Pro Bowl, y es que conectó el 94.1 de sus goles de campo en la campaña (#2 de la NFL, 35 de 37 intentos). Es una garantía, mientras que el pateador de despeje Johnny Hekker es de los que menos potencia tiene en la Liga.

ENTRENADOR
Sean McVay es el entrenador más joven de la NFL y uno de los mejores pagados. Va por su segundo Super Bowl como entrenador en jefe, y tiene un equipo armado para llevarse el anillo. Ha ganado mucha confianza en esta campaña.

Concebido como una nueva plataforma tecnológica de impacto regional, Lider Web trasciende más allá de lo tradicional al no ser únicamente una nueva página de internet, sino más bien un portal con información al día que integra a los diferentes medios que conforman Editorial Fundadores: Líder Informativo, El Gráfico y Líder TV.

Contactanos:
Tel: (867) 711 2222
Email: editor.liderweb@gmail.com

Social

328 Follows