El Dólar
Compra:
$18.40
Venta:
$19.30

Se cumplen 28 años sin la voz de Freddie Mercury

Freddie Mercury murió el 24 de noviembre de 1991, un día después de emitir un comunicado en el que confirmaba los rumores que decían que padecía SIDA

Con siete álbumes a sus espaldas, Queen, con Freddie Mercury como cantante, consiguió que su música sea recordada para siempre. [Agencias]
Agencias

CIUDAD DE MÉXICO.- Hace ya 28 años que una de las grandes voces de la música nos dejó. El cantante de Queen, Freddie Mercury, fallecía en Londres el 24 de noviembre de 1991 a los 45 años por una neumonía bronquial que se complicó a causa del sida que padecía.

Tras pasar la mayor parte de su infancia en la India británica, con 18 años se traslada a Inglaterra junto a su familia y, durante esos años, forma un grupo de rock junto a cuatro amigos: The Hectics.

Después, con el diploma de diseño gráfico en la mano, se une a Ibex, grupo al que después llamaría Wreckage. Pero es en 1970 cuando nace Queen, antes llamado Smile. De este modo Mercury se une a Brian May y Roger Taylor para que, un año más tarde, se sumara también John Deacon.

Su primer álbum, titulado bajo el mismo nombre de la banda, se edita en 1973 y ya en 1975 con ‘Bohemian Rhapsody’, tema que escribió el propio Freddie Mercury, el éxito del grupo es arrollador.

Con siete álbumes a sus espaldas, Queen, con Freddie Mercury como cantante, consiguió que su música sea recordada para siempre. Además, el propio Mercury lanzó otros dos álbumes en solitario en 1985 y 1988: ‘Mr. Bad Guy’ y ‘Barcelona’, en el que colaboró Montserrat Caballé.

La muerte de Freddie Mercury

Freddie Mercury murió el 24 de noviembre de 1991, un día después de emitir un comunicado en el que confirmaba los rumores que decían que padecía SIDA.

Frederick Bulsara, el nombre real de Freddie Mercury, murió de bronconeumonía, derivada al SIDA que sufría. Peter “Phoebe” Freestone, el asistente y gran amigo del cantante, narró algunos detalles sobre los últimos días de la estrella.

De acuerdo con Freestone, Freddie Mercury ya sospechaba que estaba infectado, pero decidió posponer su diagnóstico lo más posible, pues en aquella época se consideraba una sentencia de muerte. En abril de 1987, el cantante finalmente recibió la noticia de su enfermedad.

Uno de los primeros en enterarse del diagnóstico fue Elton John, un amigo muy cercano de Mercury. Luego de la muerte del cantante, Elton recibió un regalo póstumo de la estrella.

“Estaba deprimido cuando un amigo apareció en mi puerta y me entregó algo envuelto en una funda de almohada. Lo abrí y dentro había una pintura de uno de mis artistas favoritos, el pintor británico Henry Scott Tuke. Y había un nota en el frente de Freddie”, señala Elton John.

Mary Austin, su eterna compañera

Aún en sus últimos días, Freddie Mercury estuvo acompañado por Mary Austin, su gran amor. Luego de la muerte del cantante, Mary cumplió la voluntad del vocalista de Queen y mantuvo oculta la ubicación de las cenizas de Mercury, aún para los padres del difunto.

Mary también recibió la mayor parte de la herencia de Mercury, así como la opulenta mansión del cantante en West London. Por su parte, Hutton recibió un millón de dólares y usó este dinero para regresar a Irlanda y construir una casa.

Concebido como una nueva plataforma tecnológica de impacto regional, Lider Web trasciende más allá de lo tradicional al no ser únicamente una nueva página de internet, sino más bien un portal con información al día que integra a los diferentes medios que conforman Editorial Fundadores: Líder Informativo, El Gráfico y Líder TV.

Social

609 Follows