El Dólar
Compra:
$18.50
Venta:
$19.80

O’Rourke interrumpe conferencia de prensa sobre tiroteo

El momento para frenar el próximo tiroteo es ahora, y usted no está haciendo nada, increpó al gobernador Greg Abbott

El candidato demócrata a la gubernatura de Texas Beto O'Rourke interrumpe una conferencia de prensa del actual gobernador Greg Abbott en Uvalde, Texas, el miércoles 25 de mayo de 2022. [AP Foto/Darío López-Mills]
AP

UVALDE, Texas.- Rodeado de otros republicanos en un estrado instalado en una escuela secundaria, el gobernador Greg Abbott se disponía a concluir sus declaraciones iniciales sobre la masacre de niños y maestros en Uvalde, Texas, cuando Beto O’Rourke se levantó de su lugar en la audiencia.

“Gobernador Abbott, tengo algo que decir”, dijo el miércoles el candidato demócrata a la gubernatura del estado, apuntando con el dedo a su rival. “El momento para frenar el próximo tiroteo es ahora, y usted no está haciendo nada”.

La multitud estalló en una mezcla de abucheos y aplausos, mientras el exlegislador y precandidato presidencial de 2020 hablaba brevemente antes de ser retirado de la sala. El senador Ted Cruz, quien se encontraba detrás de Abbott, negó con la cabeza y le gritó: “¡Siéntese!”, mientras que una mujer en el público pedía: “¡Déjenlo hablar!”. El alcalde de Uvalde, Don McLaughlin gritó que O’Rourke era un “enfermo hijo de perra”. Algunas otras personas rompieron en llanto.

Y así, una conferencia de prensa se transformó en un debate como los que están ocurriendo en muchas partes del país después de otro tiroteo escolar, en el que murieron 19 niños y dos docentes.

Los demócratas quieren hablar sobre promulgar restricciones a quién puede poseer un arma de fuego y el tipo de armas que deberían estar a disposición. Los republicanos, en tanto, aseguran que esas leyes no sirven de nada y prefieren enfocarse en otros asuntos, como la seguridad escolar, o evitar el tema por completo.

“En estos momentos necesitamos que todos los texanos dejen de lado sus agendas, piensen en alguien más que en ellos mismos, piensen en las personas que están heridas”, manifestó Abbott levantando la voz inmediatamente después de que O’Rourke fue retirado del lugar.

El vicegobernador Dan Patrick tomó el micrófono poco después e insistió en que es momento de concentrarse en las víctimas y sus familias, añadiendo que “este no es un problema partidista. No es un problema político”.

Pero para muchos, incluyendo aquellos dentro del auditorio escolar, es inevitable hablar de política. La masacre del martes en la pequeña localidad ubicada al oeste de San Antonio es sólo una más en el estado en los últimos años. Después de que un atacante motivado por el racismo asesinó a 23 personas, en su mayoría hispanas, en un Walmart de El Paso, los legisladores de Texas relajaron las leyes sobre armas de fuego.

Abbott dijo el miércoles que considera que las medidas que la legislatura, de mayoría republicana, implementó en 2019 son las “más profundas” que se hayan tomado en el país para frenar los tiroteos escolares. Él y otros funcionarios republicanos dijeron que lo adecuado es enfocarse en la salud mental y en “endurecer a las escuelas”, haciéndolas más seguras, en lugar de restringir las armas de fuego.

Dijo que las leyes existentes sobre armas de fuego en Chicago, Nueva York y California son inefectivas.

“Odio decirlo, pero hay más personas que son baleadas cada fin de semana en Chicago que en las escuelas de Texas. Y necesitamos darnos cuenta de que las personas que piensan que «si implementamos leyes más estrictas sobre las armas de fuego tal vez se resuelva esto, pero Chicago y Los Ángeles y Nueva York desacreditan esa teoría», comentó.

En tanto, O’Rourke se quedó en el estacionamiento, desde donde continuó exigiendo un mayor control a las armas de fuego.

“Si no hacemos nada, seguiremos viendo esto”, comentó, “ año tras año, escuela tras escuela, niño tras niño”.

Los residentes de Uvalde también se expresaron en ambos lados del debate.

Ariana Diaz, de 17 años, dijo que tiene amigos en la comunidad que perdieron a sus hermanos y madres. Afuera de su escuela secundaria, donde se llevó a cabo la conferencia de prensa, dijo que le gustaría que O’Rourke fuera elegido como gobernador. Destacó que el agresor tenía apenas 18 años y pudo comprar dos armas.

“No está bien”, subrayó. “Sólo tenía 18 años. Ni siquiera tenía edad suficiente para comprar una bebida alcohólica. No debería tener edad para comprar un arma”.

Laura Ligocky, de 41 años, dijo que como madre, el tiroteo fue «desgarrador, pero no cree que restringir las armas de fuego sea la solución.

“Todos quieren control de armas y no creo que eso esté ayudando”, dijo en el estacionamiento en donde O’Rourke pedía más restricciones. “Creo que está empeorando las cosas”.

Concebido como una nueva plataforma tecnológica de impacto regional, Lider Web trasciende más allá de lo tradicional al no ser únicamente una nueva página de internet, sino más bien un portal con información al día que integra a los diferentes medios que conforman Editorial Fundadores: Líder Informativo, El Gráfico y Líder TV.

Contactanos:
Tel: (867) 711 2222
Email: editor.liderweb@gmail.com

Social

328 Follows